5 mitos relacionados con los seguros de vida que ya puedes ir quitándote de la cabeza

5 mitos relacionados con los seguros de vida que ya puedes ir quitándote de la cabeza

5 mitos relacionados con los seguros de vida que ya puedes ir quitándote de la cabezaLos seguros de vida están rodeados de mitos que evidencian la falta de conocimiento, y también los prejuicios, que muchas personas tienen sobre el verdadero valor de este tipo de seguros.

A continuación vamos a desmontar algunos de los principales mitos y medias verdades que rodean a las pólizas de vida.

1 – Los seguros de vida no son necesarios cuando eres joven

Muchas personas jóvenes creen que un seguro de vida no tiene cabida en sus vidas. Y como cada vez nos vemos jóvenes más tiempo, más olvidamos que ni la vida ni la juventud son eternas, y más postergamos la adquisición de un seguro de este tipo.

Pero en el momento en el que empezamos a tener responsabilidades familiares, ya sea porque tenemos pareja e hijos, o porque alguna persona depende económicamente de nosotros, dejar las cosas atadas por si faltamos forma parte de esas responsabilidades.

2 – Sin cargas familiares se puede prescindir de un seguro de vida

En base a lo dicho en el primer punto se podría deducir que, sin cargas familiares ni responsabilidades financieras, no es necesario hacerse un seguro.

Sin embargo, lso seguros de vida ofrecen de forma complementaria otras coberturas cuyo objetivo es cubrir más cosas que el fortalecimiento. ¿Qué pasaría si, tras un accidente o una enfermedad, quedaras inválido? Un seguro de vida con cobertura de invalidez te permitirá no ser una carga económica para nadie y asegurarte que quien tenga que responsabilizarse de ti pueda encontrar una solución adecuada para ti.

3 – Los seguros de vida son muy caros

“Caro” es una percepción subjetiva: depende de con qué lo compares o cuáles sean las ventajas que ofrece en caso de necesitarlo. ¿De verdad te has parado a mirar cuánto te costaría un seguro de vida, y cuál es la diferencia de precio según las coberturas y los capitales asegurados? Tal vez deberías hacerlo. Seguro que te llevas una sorpresa. Date una vuelta por el comparador de seguros de vida de PuntoSeguro.com y comprúebalo.

4 – El dinero gastado en un seguro de vida es un dinero perdido

Este argumento es el más “divertido de todos”. Como en todo seguro, si no das parte, no aprovechas el gasto. Lo mismo pasa con el seguro de hogar o el seguro de coche, y no por eso contratas lo mínimo y solo cuando es obligatorio, ¿no?

El problema es que la gente no quiere reconocer que puede morirse o quedarse inválido. Si este es tu problema, no te preocupes, porque tengo una buena noticia. Si sobrevives a tu seguro, es muy posible que puedas recuperar una parte de lo que hayas pagado. En el artículo En los seguros de vida, ¿qué es la participación en beneficios? podrás encontrar información más detallada sobre este tema.

5 – Ninguna compañía me renovará el seguro de vida si padezco una enfermedad grave

Con una enfermedad grave preexistente, es decir, que exista antes de contratar el seguro de vida, es muy probable que ninguna compañía te asegure, aunque todo depende del tipo de enfermedad. Por ejemplo, algunas compañías ofrecen seguros específicos, como es el caso de la diabetes.

Sin embargo, conforme a la cláusula de indisputabilidad  puedes estar tranquilo ya que pasado un año desde que entró en vigor el seguro,  la aseguradora no podrá negarse a renovar tu seguro de vida si padeces una enfermedad que no padecieses en el momento en el que contrataste tu seguro de vida.  Recuerda que estás obligado a comunicar a la compañía cambios en la agravación del riesgo, tales como practicar deportes de riesgo o estancias prolongadas en el extranjero, pero no estás obligado a comunicar la enfermedad a la aseguradora, y aun comunicándola la aseguradora no podrá negarte la renovación de tu seguro.

 

About Eva María Rodríguez

Redactora web especializada en temas de economía, marketing y negocios, entre otros temas

This entry was posted in Seguros de vida and tagged , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

He leído y acepto la política de privacidad.