Principales conclusiones del II Estudio sobre “Hábitos de conducción en España”

No respetar la distancia de seguridad con el ciclista, invadir el carril para bicicletas, conducir sin el cinturón de seguridad o hablar por el móvil son malos hábitos al volante que todavía un porcentaje importante de españoles sigue poniendo en práctica, haciendo oídos sordos a las advertencias… y a la normativa vigente.

La segunda edición del informe del Centro de Estudios Ponle Freno-AXA sobre “Hábitos de conducción en España”, elaborado con Kantar TNS a través de más de 3.000 encuestas, que recoge percepciones sobre seguridad, comportamientos en carretera y medidas preventivas, saca a la luz datos que revelan datos que dan mucho que pensar.

Cuidado con los ciclistas

Este estudio revela, por ejemplo, que el 51% de los conductores reconoce que no respeta la distancia de seguridad con los ciclistas. Curiosamente, a pesar de que el 56% de los conductores españoles   considera que no respetar la distancia de seguridad al adelantar un ciclista es muy peligroso, más de la mitad de ellos lo hacen. Además, un 44% de los encuestados reconoce que alguna vez ha invadido el carril bici.

 Uso de dispositivos electrónicos al volante

¿Todavía hay alguien que no sepa que usar el móvil mientras se conduce el peligroso? Pues parece que sí. El estudio  muestra que una porcentaje alto de conductores reconoce que el uso de aparatos tecnológicos al volante es una conducta de alto riesgo. Sin embargo, aún así,  el 25% de los conductores encuestados reconoce que habla por teléfono sin manos libres, y otros tantos declaran leer mensajes cuando conduce… ¡incluso hay un 18% que envía mensajes mientras conduce!

Respecto al uso del navegador, el informe revela que un 35% de los conductores españoles manipula el navegador mientras conduce.

Pero esto no es todo. El 59% declara que manipula otros dispositivos multimedia mientras conduce.

Consumo de drogas y alcohol

Respecto al consumo de drogas y alcohol, los datos son igualmente desalentadores. Según los datos del estudio, a pesar de que un 69% de los conductores lo considera una práctica muy peligrosa (solo por detrás de conducir tras haber consumido drogas), el 50% de los conductores declara que alguna vez ha conducido tras haber bebido algo de alcohol y un 14% lo hace con cierta frecuencia.

Destaca el hecho de que, según los datos, existe cierto desconocimiento del límite legal de alcohol en aire permitido. Y es solo 4 de cada 10 conductores conoce dicho límite (0,25 mg/l de aire). Ese mismo porcentaje  cree que la ley es más restrictiva y menciona límites inferiores (0,10 g/l el 10% y 0,15g/l el 21%) o incluso cero.

En lo referente a conducir bajo los efectos de las drogas, 8 de cada 10 conductores (79%) s lo considera una práctica muy peligrosa, pero aun así, 1 de cada 5 (24%) declara que en alguna ocasión ha conducido después de haber consumido drogas, y un 13% lo realiza con cierta frecuencia.

Consumo de medicamentos

Una de las prácticas de riesgo menos percibidas como tal es la conducción tras consumir un medicamente. De hecho, según el estudio, solo el 26% de los conductores españoles considera esta práctica como peligrosa y casi 6 de cada 10 conductores  declaran que alguna vez han conducido tras tomar medicamentos y un 14% lo hace de manera frecuente.

A pesar de ello, la mitad de los conductores españoles reconoce que siempre lee las recomendaciones de conducción cuando va a tomar un medicamento, mientras que un 31% se informa a veces.  Una vez conocidos los riesgos de conducir bajo los efectos de ese medicamento, sólo el 17% de los conductores ha conducido a pesar de saber que era recomendable no hacerlo. Sin embargo, esta cifra aumenta al 24% en el caso de los motoristas y al 20% en el segmento 35-45 años.

Uso del cinturón y del casco

El uso del cinturón de seguridad y el uso del casco son todavía asignaturas pendientes (parece mentira). En este sentido, el 31% de conductores españoles reconocer haber conducido alguna vez sin llevar el cinturón de seguridad. De ellos, cerca de la mitad asegura hacerlo con una frecuencia elevada. Además, el 40% de los encuestados declara que alguna vez ha conducido su moto sin casco y un 22% lo ha hecho con cierta frecuencia.

En cualquier caso, todavía quedan muchos que no consideran esto como algo peligroso, ya que un 59% considera muy peligroso conducir sin cinturón y un 66% sin casco. (Muchos medios dicen que este porcentaje es elevado, pero a muchos nos parece insuficiente).

En cuanto al uso de los sistemas de retención infantil, todavía un 31% de los conductores desconoce la correcta normativa que dice que los menores de edad y estatura igual o inferior a 135 cm deben usar sillas homologadas y colocadas correctamente en los asientos traseros. Es más, un 31% cree erróneamente que los mayores de 12 años y menos de 135 cm pueden viajar sólo con el cinturón de seguridad y un 6% que los menores obligados a usar sistemas de retención infantil pueden usar en alguna ocasión el asiento delantero.

El factor humano, principal causa de los accidentes para los conductores españoles

Por otra parte, destacar que la mayoría de los encuestados, el 86%, considera que los factores personales son claramente el principal responsable de los accidentes de carretera, muy por delante del estado del vehículo y de los factores externos.

Puedes acceder al informe completo aquí.

 

About Eva María Rodríguez

Redactora web especializada en temas de economía, marketing y negocios, entre otros temas

This entry was posted in + Seguros. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

He leído y acepto la política de privacidad.