Tras la venta de un vehículo, ¿qué pasa con el seguro?

venta auto seguro

Cuando se realiza la venta de un vehículo de segunda mano, pueden pasar dos cosas con el seguro. Por una parte, el propietario de seguro puede pedirle a la aseguradora que se lo traspase y lo aplique a otro vehículo; por otra, el comprador puede quedarse con el seguro de este coche.

En el caso de que el propietario del coche quiera quedarse con el seguro del coche que va a vender, lo que debe hacer es ponerse en contacto con la aseguradora para comunicar la fecha de venta del vehículo usado y la fecha de compra del vehículo nuevo. La compañía calculará la parte proporcional de la prima no consumida y la aplicará a la prima del seguro de coche en forma de descuento. En este caso, la fecha de finalización del contrato de seguro no varía, y se renovaría en la misma fecha que si no se hubiera cambiado de coche.

En el caso de que no se quiere traspasar el seguro, bien porque no se va a comprar otro coche, bien porque el coche ya viene con seguro, o por el motivo que sea, la mayoría de las aseguradoras -no todas- lo que hacen es guardar la parte proporcional no consumida del seguro para cuando se compre otro coche, aunque esta reserva suele estar limitada a un año. En cualquier caso, la compañía de seguros no devolverá el dinero de la parte no consumida

La segunda opción es traspasar el seguro al comprador del coche. En este caso, la compañía debe aprobar el traspaso, el cual debe notificarse con anterioridad a la venta del vehículo. En esta comunicación, junto con la intención de realizar un traspaso de seguro, el asegurado y propietario actual debe incluir también los datos del comprador que desea convertirse también en el nuevo tomador del seguro. Una vez recibidos los datos del que desea ser el nuevo titular del seguro, la compañía se pondrá en contacto con él para conocer su índice de siniestralidad y su experiencia como conductor. Una vez hecho esto, la compañía evaluará si acepta o no el traspaso del seguro.

En caso de aceptar el traspaso, ya no hay más que hacer. Pero si la compañía no acepta el traspaso del seguro, en este casi sí que deberá abonar al asegurado la parte proporcional de la prima no consumida. 

Importante: Asegúrate de comunicar la venta del vehículo a la aseguradora

Siempre que tengas intención de vender tu vehículo debes comunicarlo a la aseguradora y, aunque no consigas una solución favorable, cancela el seguro. Si el comprador circula con tu seguro sin haberlo traspasado a su nombre y sin hacer otro seguro a su nombre, puedes encontrarte ante un gran problema si este tiene un siniestro. Mientras el seguro esté a tu nombre, tú eres el responsable, aunque el propietario sea otro, y pueden darse circunstancias en las que el seguro no cubra el siniestro (conductor menor de 26 años o conductor ebrio, por ejemplo).

Fuente: BDS 19/02/2015

 

About Eva María Rodríguez

Redactora web especializada en temas de economía, marketing y negocios, entre otros temas
This entry was posted in Seguros de auto and tagged , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

He leído y acepto la política de privacidad.