¿Qué es el entrenamiento funcional y por qué deberías incluirlo en tu vida?

De unos años atrás hacia ahora el entrenamiento funcional no ha parado de ganar adeptos, en detrimentos al clásico entrenamiento de fuerza que reina en los gimnasios.

El entrenamiento funcional es adecuado para los practicantes de cualquier disciplina deportiva como también para aquellos que solo buscan cuidar su salud, ya que unos de los puntos fuertes de este tipo de entrenamiento es que se adapta a todas las personas según su condición física y objetivo que persigue.

¿Que es el entrenamiento funcional?

El entrenamiento funcional es una manera de trabajar el cuerpo donde todos los músculos se involucran en la realización del ejercicio. No se basa en focalizar el esfuerzo y tensión en un solo músculos, sino que la suma de ellos es la que dota de importancia este tipo de ejercicio.

En este tipo de entrenamiento también se incide en los músculos estabilizadores y el sentido de la propiocepción, permitiendo aumentar el control sobre el propio cuerpo.

El entrenamiento funcional permite trabajar la musculatura del cuerpo de la misma manera que se activa en un deporte determinado o en el día a día. De ahí que pueda adaptarse a todas las personas y que entre los atletas de élite sea el pilar principal de sus entrenamientos, puesto que esos movimientos son los que llevaran a cabo a la hora de competir.

¿Que beneficios tiene el entrenamiento funcional?

Son muchos los beneficios que tiene el entrenamiento funcional, si no fuera así en el mundo del fitness no sería tan practicado.

1. Es accesible para todo tipo de personas

Este entrenamiento se adapta a las necesidades de cada persona y el entrenamiento difiere dependiendo el deporte practicado o el objetivo buscado. Al recrear los movimientos que se hacen en la práctica deportiva o en el día a día se puede orientar el entrenamiento a infinitas posibilidades.

No es el mismo tipo de entrenamiento funcional para un ciclista que para alguien que no practique un deporte específico. El primero imitará los movimientos de impulso en carrera, mientras que el segundo trabajará de manera más general.

2. Ganarás fuerza específica sin desarrollar un musculatura excesiva

Si quieres correr o pedalear más rápido de poco te servirá hacer la extensión de cuádriceps en maquina, pues ese gesto no es el necesario para estos deportes. El entrenamiento funcional cumple con el principio de especificidad, ya que se trabaja de la manera que luego se activará el cuerpo.

Con este tipo de entrenamiento ganarás fuerza y potencia, especialmente en los músculos más principales de tu deporte, y no por ello desarrollarás una excesiva musculatura debido a que el levantamiento de pesas suele ser ligero.

3. Mejorará tu propiocepcion

Las posturas, a veces inestables, con las que se lleva a cabo el entrenamiento funcional provoca una continua adaptación de la musculatura y articulaciones a diferentes desequilibrios. Con esto trabajarás el sexto sentido del cuerpo: la propiocepción.

La propiocepción es la capacidad que tienen los músculos, ligamentos y articulaciones del cuerpo para adaptarse a cambios bruscos e inestables sin dañarse.  El trabajo con bosu es un claro ejemplo de ejercicio que potencia la propiocepción.

4. No te lesionarás

En el entrenamiento funcional no se adoptan posturas antinaturales para el cuerpo, ni tampoco se utilizan pesos excesivos. De esta manera se reduce el riesgo de lesión.

A esto hay que sumar que el proceso de fortalecimiento protege a tus huesos, por lo que mantendrás alejada las lesiones.

¿Necesitas un empujón más para hacer ejercicio? Desde PuntoSeguro queremos ayudarte a tener una vida más saludable. Únete al #RetoPuntoSeguro y benefíciate de todas sus ventajas.  Además de tener controlada tu actividad física diaria podrás obtener un importante descuento en la renovación de tu seguro de vida.

 
This entry was posted in Vida sana y fitness and tagged , . Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto la política de privacidad.