Gases en el bebé: causas, síntomas y diagnóstico

gases en el bebe

Que un bebé tenga gases es normal. En general, es algo normal a cualquier edad. Los gases son simplemente aire en el estómago o los intestinos que no se han podido expulsar. El problema es que para algunos bebés esto parece ser muy doloroso.

Aunque muchos bebés no parecen molestos por sus gases, para otros la situación puede ser frustrante y molesta, tanto para el bebé como para sus cuidadores. Cuando un bebé no duerme bien, el llanto frecuente puede ser especialmente agotador. Sin embargo, los gases son una parte normal de la infancia que generalmente desaparecen por sí solos.

Gases en los bebés

Cuando un bebé tiene gases se desarrollan pequeñas burbujas en su estómago o intestinos, que pueden causar presión y dolor de estómago. A muchos bebés parece que no le molestas estos gases, pero otros se muestran muy molestos.

En la mayoría de los casos, los gases en el bebé no son motivo de preocupación. Sin embargo, es importante hablarlo con el pediatra para ver si puede haber algún problema adicional o, al menos, para que dé consejos e instrucciones para gestionar el problema.

Los síntomas más comunes de gases en el bebé incluyen llanto mientras pasa el gas o poco después -especialmente si el llanto ocurre cuando el bebé no tiene hambre o está cansado-, arqueo de la espalda, acción de levantar las piernas, estómago de aspecto hinchado y salida de gases.

Causas de los gases en el bebé

Muchos bebés tragan aire cuando se alimentan, lo que puede causar gases, sea cual sea la forma de alimentación. Los gases aparecen cuando el aire ingresa al tracto digestivo. Llorar mucho o tener alguno problema digestivo también puede favorecer que el bebé trague aire y, por lo tanto, se desarrollen gases.

Sin embargo, aunque con menos frecuencia, los gases también pueden indicar una afección gastrointestinal, como reflujo. También pueden deberse a un tracto digestivo inmaduro, incluso a un virus gastrointestinal.

Por otra parte, la introducción de nuevos alimentos también puede provocar gases en los bebés. Esto puede ser un signo de sensibilidad a ciertos alimentos, por lo que conviene observar la reacción del pequeño así como realizar la introducción de nuevos alimentos siguiendo los criterios del pediatra.

Cuándo acudir al médico

En general, tener gases no es una condición médica. En realidad, para la mayoría de los bebés, los gases son un síntoma temporal, aunque a veces sea doloroso.

Sin embargo, aunque no es necesario consultar al médico en casos de gases en el bebé, es importante exponer la situación al pediatra en las revisiones rutinarias. Si la situación resulta alarmante y/o hay otros síntomas, el pediatra puede que solicite diversas pruebas.

¿Conoces ya la propuesta de seguro familiar de tarifa plana que te propone PuntoSeguro.com, que incluye las principales especialidades, incluida la especialidad de pediatría? No lo dudes y pide información sin compromiso.

Si te ha gustado el artículo queremos pedirte un pequeño favor:

Calcula seguros de vida

This entry was posted in Vida sana y fitness and tagged , . Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto la política de privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.