Recomendaciones en la contratación de un seguro de vida

daños por agua seguro hogar

Un seguro de vida es un contrato por el que la aseguradora pagará la prestación estipulada si el asegurado fallece antes de la fecha asegurada, en el caso de los seguros de fallecimiento, o si sobrevive en una fecha determinada, en el caso de los seguro de supervivencia, todo ello a cambio de una prima anual que depende de diversos factores, como la suma asegurada, las coberturas previstas o la edad del asegurado, entre otras.

Además de las recomendaciones generales antes de contratar cualquier seguro, en el caso de los seguros de vida es necesario considerar lo siguiente antes de firmar la póliza:

  • Comprueba que la póliza reconoce tu derecho a resolver el contrato de forma unilateral en los 30 primeros días (si el seguro es de una duración superior a 6 meses y no se asuman riesgos de inversión).
  • Si contratas el seguro de vida con una entidad financiera, pídeles que te aclaren si lo que estás contratando es un producto bancario o un seguro. Así evitarás confusiones y podrás apelar a tus derechos.
  • Contesta sinceramente al cuestionario de salud y consulta todas las dudas que te surjan, sin dejar en blanco ninguna pregunta. Consulta las dudas que te surjan y firma siempre el cuestionario.
  • Revisa y pregunta si lo necesitas todo lo relacionado con rentabilidad, liquidez y fiscalidad, así como las condiciones, las penalizaciones, los gastos y las comisiones.
  • Si te ofrecen algún de tipo de garantía, asegúrate de entender bien en qué consiste y cómo se aplica.
  • Si la póliza incluye participación en beneficios asegúrate de que la entidad te comunica cómo se van a calcular y asignar, además de cómo y cuándo se van a comunicar.

Una vez contratado el seguro de vida, ten en cuenta que la aseguradora debe informarte por escrito de todas las modificaciones que se hagan en la póliza respecto a la información inicial. En lo referente a la participación en beneficios, no olvides que la aseguradora debe enviarte información cada año sobre la situación de la misma y la forma de cálculo.

Y si tu póliza tiene opción de rescate (seguros de vida ahorro), revisa bien las condiciones para informarte bien de cómo se calcula el importe que vas a percibir, así como las penalizaciones que se pueden aplicar. En cualquier caso, estás en tu derecho de solicitar que la entidad te aclare  el importe percibido y las penalizaciones aplicadas.

Puede darse la circunstancia de que la propia aseguradora sea quien te proponga rescatar el seguro de vida para contratar otro tipo de producto. En este caso es necesario analizar minuciosamente la operación, comparar las condiciones y tener en cuenta no solo las penalizaciones, sino también cómo va afectar fiscalmente a tus bolsillos el cambio.

Ahora solo nos queda pedirte el favor de ayudarnos a compartir esta página en tus redes sociales para que podamos llegar a más gente que necesite de nuestra ayuda en estos temas. Solo tienes que hacer click en alguno de los botones sociales. Mil gracias

Si te ha gustado el artículo queremos pedirte un pequeño favor:

  • Compártelo en las redes sociales (pinchando en los iconos de la izquierda)
  • Suscríbete al blog y recibe cada nuevo post en tu email pinchando aquí
This entry was posted in Seguros de vida. Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto la política de privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.