¿Se puede contratar un seguro para el día de la boda?

¿Se puede contratar un seguro para el día de la boda?

Se me ocurren pocos eventos en los que una persona invierta tanto dinero para un solo día como la celebración de una boda. Pero, ¿qué pasa si hay que cancelar la boda? ¿Pierdes todo el dinero invertido hasta ese momento? Es lógico preguntarse esto, puesto que hasta el momento del “sí, quiero” ya has pagado muchas cosas, como los trajes (y todos sus complementos), las alianzas y la reserva del banquete, entre otros.

Afortunadamente, casi cualquier evento que suponga un desembolso importante de dinero se puede asegurar. Y las bodas no son menos. A continuación te cuento en qué consiste un seguro de bodas y qué coberturas ofrece.

Qué son los seguros de cancelación de bodas

Cuando contratas un seguro de cancelación de boda la aseguradora se compromete a devolver el dinero si la boda se cancela por motivos ajenos a la pareja. En otras palabras, si tu chic@ te deja plantad@ o a la hora de la verdad te quedas sin medios económicos para seguir a adelante con el asunto no hay nada que hacer.

Bromas aparte, las coberturas que ofrecen estos seguros son muy interesantes, tanto si la cancelación se produce por motivos personales (accidentes o enfermedades) como si el problema es externo (fenómenos meteorológicos, problemas de transporte, etc.). Lo vemos con detalles a continuación.

Coberturas de los seguros de cancelación de boda

Los seguros de cancelación de bodas cubren eventualidad como enfermedades graves o accidentes que incapaciten temporalmente a uno de los asegurados o su fallecimiento accidental.

Estos seguros de bodas también cubre la cancelación debida a fenómenos externos, como tormentas, retención del tráfico, huelga de transportes o incluso el incumplimiento de un proveedor, como por ejemplo, con el que se haya contratado el catering.

Por otra parte, los seguros de cancelación de bodas no incluyen compen­sación por la renuncia del novio o de la novia, la falta de medios financieros para cubrir los gastos o el estado físico, psicológico o médico de las personas aseguradas.

 
This entry was posted in + Seguros and tagged , . Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

He leído y acepto la política de privacidad.